Aparecen: ,

El Centro Comercial alertó sobre la situación crítica

Lo indicó el Centro Comercial Riojano, que sostiene que hace más de un año no dejan de cerrar pymes porque las ventas no dejan de caer . Los tres sectores más afectados son calzado, perfumería y electrodomésticos.
«Es muy notable la caída del consumo producto de la recesión nacional», apuntó Dueñas y agregó que «estamos en una crisis que no tiene horizonte de recuperación. Hoy el comercio solo busca sobrevivir a este momento».

Tiempo de lectura:51 Segundos

El comercio riojano atraviesa una crisis «que muy pocas veces se vio». Así lo asegura Irma Dueña, referente del Centro Comercial e Indistrial de La Rioja.

«La situación económica está muy difícil. Las ventas no dejan de caer. Hay rubros como el calzado, perfumería y electrodomésticos que son los más afectados», indicó la empresaria a Radio La Red.

Y en esa línea sostuvo que “la mayor preocupación es la desocupación que se está produciendo en el sector, porque hay constantes despidos y es cierre de comercios pyme, que siempre son los mayores generadores de empleo”.

«Es muy notable la caída del consumo producto de la recesión nacional», apuntó Dueñas y agregó que «estamos en una crisis que no tiene horizonte de recuperación. Hoy el comercio solo busca sobrevivir a este momento».

A su vez, le pidió al municipio que deje de asfixiar al comercio con inspecciones y altas tasas: «que nos dejen atravesar este momento que es una situación bastante dura».

EL DESOLADOR PANORAMA QUE SE OBSERVA EN EL CENTRO CAPITALINO:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Next Post

La ola de inseguridad en La Rioja no tiene límites

El lamentable hecho se dio en el barrio San Andrés en la casa de Kevin Díaz, que lanzó una campaña en las redes sociales para poder tratar de encontrar a ‘Solcito’, una cachorra tipo caniche que le sustrajeron ademas de varias TV, computadoras y dinero en efectivo. “Solcito” tiene cola larga,  y al momento del robo tenía un pañuelo rosado en su cuello.