“Llama la atención que no haya una revisión judicial”

“Llama la atención que no haya una revisión judicial”

En una disertación en la UNLaR, el prestigioso Juez se refirió a la posibilidad de ir preso hasta 15 días por manejar alcoholizo. Daniel Rafecas sostuvo que “la decisión de mandar preso a una persona no debería estar en manos exclusivas de la policía” y esta instancia debería “tener todo un mecanismo de revisión judicial”. “La última palabra sobre mandar a una persona a prisión la tiene que tener un juez, habría que reformar la ley, no derogarla”, explicó.

El juez federal Daniel Rafecas se presentó en la Universidad Nacional de La Rioja, donde habló sobre “Autoritarismo, Justicia y Democracia”. Allí, habló sobre diversos temas relacionados directamente con la provincia como la aplicación del Decreto 840, que entre otras cosas multa con hasta 15 días de arresto a quien maneje alcoholizado.

Rafecas es doctor en Ciencias Penales de la UBA y juez Criminal y Correccional Federal Nº 3, Primera Instancia Comodoro Py, de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Puntualmente respecto del Decreto 840 sostuvo que “me llama la atención que no tenga una instancia de revisión judicial, una persona que físicamente va a prisión hasta quince días, tendría que tener una revisión de un juez”.

“La decisión de mandar preso a una persona en Argentina no debería estar en manos exclusiva de una fuerza de seguridad, es un método que ya no se ve en el país y no es compatible con la democracia, el poder político por sí mismo no debería detener personas sin que un juez tenga la última palabra”.

Consultado sobre la posible derogación de esta ley manifestó “no digo derogarla, me parece que la lucha y el combate contra el alcoholismo de las personas que conducen me parece una política muy acertada y que comparto, pero al mismo tiempo insisto en que detener a la persona y mandarla presa a una cárcel común durante un máximo de cinco días, la última palabra sobre esa decisión la tiene que tener un juez, habría que reformar la ley no derogarla”.