¿Y si APU termina en el Gabinete de Macri 2019-2023?

¿Y si APU termina en el Gabinete de Macri 2019-2023?

La semana pasada, sin agenda institucional ni ‘foto’, el Intendente Alberto Paredes Urquiza y su ex Viceintendente Felipe Álvarez, fueron recibidos (en su propia Casa) por el Gobernador de Salta Juan Manuel Urtubey. Urtubey es una de las figuras más ascendentes en la política nacional, aunque sus aspiraciones presidenciales deberán esperar hasta 2023. En el encuentro se habló de ‘transformar’ al Peronismo, lejos de Cristina y cerca de Macri. 

Redacción de RiojaLibre

Macri necesita de los votos de Juan Schiaretti en Córdoba, de Juan Manuel Urtubey en Salata, y -por qué no- de Alberto Paredes Urquiza en La Rioja para garantizar su reelección, ante el ascenso de Cristina Fernández de Kirchner, que pugna por ‘unir’ al Peronismo.

Por distintos motivos, ninguno sería candidato a Gobernador el año que viene, pero el Macrismo los quiere ‘en su equipo’. Es por ello que analistas políticos de primer nivel, especulan con un Gabinete -en la segunda Presidencia de Macri- repleto de figuras ‘peronistas’.

Al respecto, vale recordar que Alberto Paredes Urquiza asegura en cada aparición pública que tiene que «no seré candidato a Vicegobernador, ni volveré a ser Intendente». Al mismo tiempo se sabe que es muy improbable que Nación le ‘suelte la mano’ a Julio Martínez, quien ya está lanzado como candidato a Gobernador. Consecuentemente, surgen dos interrogantes: ¿APU rompe con Cambiemos? ¿O sigue en el Macrismo y se baja de la Gobernación?

Tras la reunicón Urtubey-APU-Felipe (en la casa del Gobernador salteño), habría que descartar la primera opción. Paredes Urquiza, como Urtubey, cree que debe haber un ‘barajar y dar de nuevo’ en el Peronismo, y para ‘terminar con el viejo peronismo’ hace falta la ayuda de Macri.

Sin ser candidato a Gobernador ni Vice, ni Intendente, Paredes Urquiza tendría una gran motivación para ‘ponerse el overol’ y juntar votos para el macrismo, como lo hizo en Octubre de 2017. El premio sería, ni más ni menos, que un lugar en el Gabinete nacional en el segundo mandato de Mauricio Macri, que ‘refrescaría’ su presidencia con una fuerte injerencia peronista.

Evidentemente, si esto se confirma, la UCR se vería notablemente perjudicada. Esos resquemores ya están teniendo lugar en el acuerdo que logró vencer al Kirchnerismo en 2015:

 

Por ahora son todas especulaciones, pero tras la reunión con Urtubey, a APU se le abre el horizonte: ya no todo es Gobernación o Intendencia, sino que el desembarco en la Política Nacional es una nueva alternativa. Experiencia y formación profesional no le faltan.