Tras cuatro años, rompió el silencio la madre de Oliva

Tras cuatro años, rompió el silencio la madre de Oliva

A la derecha Mario Taboada, asesinado hace cuatro años. A la izquierda, Matías Oliva, único imputado y detenido por la muerte de Taboada. En el medio María Reynoso, la madre de Oliva, que tras cuatro años rompió el silencio y dio su versión. “Mi hijo me dice ‘yo no lo maté a Marto’, y yo le creo, era su amigo, lo quiere”, aseguro. Cuestionó el accionar del Juez Farías. Tenso cruce con Mirta Collante al aire en Radio Fénix.

María del Carmen Reynoso, madre de Matías Oliva, que está detenido por el crimen de Mario Taboada desde hace casi cuatro años, habló en exclusiva con Radio Fénix y por primera vez dio su versión de los hechos.

“No hablé antes porque confiaba en la justicia, esperaba que resolviera pronto todo esto pero no se resolvió, vamos para los cuatro años y no pasa nada, se dijeron muchas cosas, se ensució a mi hijo, yo respete a la otra parte porque también soy madre, no tenía sentido salir a armar circo, siempre respeté a la otra parte pero a nosotros nadie nos respetó, entonces es hora de pedir que el juez decida, es una vergüenza que la justicia mire para el otro lado, le pido al juez Farías que está a cargo que haga algo, es él el que tiene que decidir y hasta ahora no hay ninguna decisión a favor ni en contra de mi hijo”, declaró la mujer.

La mujer reconoció que su hijo y Mario Taboada eran muy amigos, “no eran amigos desde los tres años como dijo la madre de Marito pero si desde los 10 o 12 años, mi hijo rompió varias narices por defenderlo a Mario porque era un chico muy tímido, mi hijo lo defendió muchas veces”.

Con respecto a la acusación que pesa sobre su hijo Matías, María del Carmen sostuvo que “yo sé lo que parí y sé lo que crié, lo conozco, hable con él muchas veces y siempre me dijo ‘mami Mario era el único amigo que tenía, yo no lo maté’” y reveló que en cada aniversario de la muerte de la víctima, Oliva manda a su madre a que le lleve flores al cementerio.

También relató lo que su hijo le contó sobre esa noche fatídica: “lo acusan a Matías porque fue la última persona que estuvo con Mario, Mario lo fue a buscar estuvieron conversando, Matías es epiléptico y sabe cuándo le va a dar una convulsión y dice que Marito estaba en la misma situación, se sentía mal entonces Matías le preguntó si estaba bien y le dijo que sí pero después se descompuso. Matías lo quiso reanimar y no pudo, dice que se asustó y por eso fue y lo dejó ahí tirado, el creía que estaba descompuesto pero estaba muerto ya”.

María del Carmen también desmintió que se haya tratado de una cuestión narco o que Yanina Moreno y Matías Oliva hayan saldado todas las deudas tras la muerte de Mario. Asimismo, negó que su hijo tuviera relación con una persona de apellido Vega, señalada por Mirta Collante como un narcotraficante del barrio CGT.

Finalmente, la mujer pidió que el juez Farías dicte una fecha para el juicio, que no sigamos con esta angustia, para mí no es fácil por eso le pido al juez que tome cartas en el asunto y se ponga a trabajar, que se haga el juicio y que terminemos con esto”.

Mirta Collante y la madre de Matías Oliva, se cruzaron al aire en Radio Fénix

“No tiene respeto por la vida”, dijo Mirta Collante, la madre de Mario Taboada, luego de escuchar las declaraciones de María del Carmen Reynoso, madre de Matías Oliva. “La familia Taboada tiene poder”, retrucó Reynoso.

Luego de escuchar las declaraciones exclusivas de María Del Carmen Reynoso, madre de Oliva, Mirta Collante habló con radio Fénix y se cruzaron al aire. “No tiene respeto a la vida ni por el otro”, dijo Collante, cuestionando los dichos de la madre del señalado como autor del crimen de Taboada.

En este sentido, Mirta ratificó sus dichos, dijo que Oliva recibió 30 mil pesos para matar a su hijo por encargo, en venganza por una denuncia que ella hizo tiempo antes a narcotraficantes del barrio CGT sur. También cuestionó el accionar de la policía y dijo que si la investigación no avanza rápido es por culpa de aquellos que hicieron desaparecer pruebas.

También apuntó directamente contra el juez federal Herrera Piedrabuena y dijo que “es el responsable de que mi hijo esté bajo tierra”, además de asegurar que la investigación se vio entorpecida en varios aspectos por el poder político, que pretenden encubrir el entramado narco que se esconde detrás de la muerte de su hijo, ocurrida hace casi cuatro años.

Por su parte, María del Carmen Reynoso, madre del detenido por el crimen dijo que su hijo es inocente, que no mató a quien consideraba su amigo y que “él tampoco merecía que esta señora sacara una foto de su Facebook y pusiera que es un asesino porque yo por medio de mi hijo se muchas cosas también y nunca dije nada ni lo voy a decir, a mi cuando pasó esto me seguía un auto negro, a mis hijos les largaron autos y camionetas encima, a mi hija la amenazaron en la escuela de policía y para eso hay que tener poder y la familia Taboada tiene poder”.

También, señaló que se plantaron muchas pruebas, como el teléfono de la víctima, que apareció después de varios allanamientos en la casa de Yanina Moreno, la ex novia de su hijo.

“Lo que le puedo decir a esta señora es que lo conocí a Marito y también conozco a mi hijo, si ella dice que no pude enseñarle valores a mi hijo le digo que sé lo que es ser decente, honrado y honesto y que mi hijo no es un asesino, yo no le enseñe a matar mi hijo, él no es una lacra como dijo la señora, entiendo que hay una familia que está destruida porque Marito no vuelve más pero también tengo una familia que está destruida por mi hijo que está detenido”.