Sospechoso: Modificaron la escena del crimen tras el asesinato de Romina Ríos

Sospechoso: Modificaron la escena del crimen tras el asesinato de Romina Ríos

La abogada querellante hizó público su enojo al considerar que «la inspección ocular no sirvió de nada porque las cosas estaban cambiadas de lugar». El juez Héctor Daniel Barría explicó que la medida apuntaba a que todas las partes en el expediente tuvieran acceso a los detalles del lugar donde hallaron el cadáver.

La causa por la que se investiga el horrendo y terrible homicidio de la joven Romina Marilyn Ríos (18), quien vino desde Patquía a la Capital para inscribirse en el Instituto del Profesorado registró un importante avance procesal. El juez de instrucción, Héctor Daniel Barría encabezó una inspección ocular en el lugar donde fue hallado el cuerpo sin vida de la jovencita, una diligencia que impulsó la querellante o abogada de la familia de la víctima, Soledad Varas. Justamente esta letrada criticó con fuerza la medida al considerar que “todo fue negativo, no sirvió para nada, porque el lugar fue totalmente modificado. Lo que pretendíamos es que la agente fiscal y la otra parte, que no estuvieron el día del hallazgo tuvieran una idea acabado de cómo fue”. Sucede que lo que era un sendero en el que a duras penas podía acceder caminando o en bicicleta se convirtió días atrás en una calle común, la que fue abierta para el homenaje de la senadora nacional Hilda de Soria a la jovencita en el Día de la Mujer. Lo concreto es que la inspección ocular se realizó y el juez Barría la calificó como “altamente positiva”, al tiempo que adelantó que “continuaremos con las pericias y las declaraciones de testigos”. Las pericias en el automóvil secuestrado, propiedad de la pareja del intendente Juan de Dios Herrera “se harán la semana próxima”.

Tal como estaba previsto, la diligencia desarrollada al costado del Golf Club la Rioja, en una hondonada donde fue encontrado el cuerpo sin vida de Romina Ríos, se inició a las 17.00 y culminó poco después de las 18.20.

Allí la secretaria del Juzgado del doctor Barría y sus instructores pudieron escuchar in situ las declaraciones de algunos testigos de actas que vieron el lugar donde habían arrojado el cadáver de Romina para luego, aparentemente prenderle fuego.

De la diligencia procesal participaron, además del juez Barría y sus colaboradores, el defensor técnico del único imputado y detenido por el homicidio de Romina Ríos, el policía Pedro Miguel Ángel Ortiz, su abogado defensor, doctor Marcelo Vega, la querellante en la causa o abogada de la familia de la víctima, doctora Soledad Varas y la agente fiscal o representante del Ministerio Público Fiscal, la doctora Cristina Del Moral de Santander.

La seguridad estuvo a cargo de efectivos de la Comisaría Séptima.

Como se recordará, el pasado jueves 13 de febrero la madre radicó la denuncia por la desaparición de la jovencita en la Dirección de Investigaciones y el sábado 16, varios niños que jugaban en una hondonada al costado del Golf Club La Rioja descubrieron el cadáver, en medio de una fogata de importantes dimensiones.
Avisaron al padre de uno de ellos y éste avisó a la Policía que montó un impresionante operativo.